grupo INTERNOVAGRO
Euroganadería
Está viendo:

Fitosanitarios: presente y futuro de un sector clave para la agricultura

El pasado 5 de abril, AEPLA celebraba en Madrid su Asamblea General. Un año más la cita congregaba a todos los agentes del sector agroalimentario para debatir sobre el presente y el futuro de un sector clave para la economía de nuestro país. No en vano, representa más del 10% del PB y genera 2,3 millones de empleos.

Que la población mundial aumenta cada día es un hecho innegable. Según datos de la FAO, en 2050 seremos 2.000 millones de personas más las que habitemos este planeta, y para alimentarnos, los agricultores deberán incrementar su producción en un 60%. Desde hace  más de 65 años, la ciencia desarrolla avanzadas herramientas para la sanidad vegetal. Las plagas, enfermedades y malas hierbas provocan la pérdida de hasta un 40% de las cosechas,  sin productos fitosanitarios esta cifra se duplicaría.

La seguridad de los fitosanitarios queda avalada por la estricta normativa que deben cumplir y por el control que las instituciones comunitarias y nacionales llevan a cabo.  Aún así, el último año hemos asistido al debate sobre el herbicida glifosato. Un producto cuya seguridad quedó confirmada por todos los organismos y autoridades europeas, y que fue renovado únicamente por cinco años, cuando la norma establece quince, estableciendo un mal precedente de arbitrariedad.  

Precisamente sobre este caso hizo mención Valentín Almansa, Director General de Sanidad de la Producción Agraria,  durante  su intervención en el evento de AEPLA. Según sus palabras, este caso ha provocado ‘mucha sensibilidad’ mediática, a pesar de los informes científicos que acreditan su seguridad.   El futuro del sector productivo en España y Europa pasa por el desarrollo y uso de nuevas tecnologías, cuya seguridad debe establecerse científica y no política o mediáticamente.

Este difícil panorama se complica aún más en el caso de nuestro país, donde contamos con un sistema de evaluación y autorización de productos fitosanitarios con graves problemas que  provocan falta de competitividad de los agricultores frente a sus colegas europeos. Era inevitable abordar este tema durante el citado evento, que facilitó un interesante y necesario debate entre Administración e industria. Desde AEPLA reconocemos los avances llevados a cabo en la eficiencia de los procedimientos, pero reclamamos una acción coordinada de las autoridades. Es necesario elevar la labor meramente administrativa a una auténtica gestión de la sanidad de los cultivos.   Por ello hemos propuesto la creación de una Agencia Única de Evaluación de Productos Fitosanitarios. Este modelo que tan buenos resultados ha dado en países como Francia, Reino Unido o Austria, aportaría numerosas mejoras al sistema actual. Entre ellas, una mayor eficacia y eficiencia del sistema al separar las tareas ejecutivas y de evaluación de las legislativas y administrativas y una mayor predictibilidad del sistema al armonizar y clarificar los  criterios de evaluación, así como una menor carga burocrática para la administración y las compañías que registran los productos. Por extensión, garantizaría la competitividad la agricultura española.

Agricultores, distribuidores y fabricantes, tanto de soluciones químicas como biológicas, reclaman una solución, que fue objeto de una carta abierta conjunta ya en 2015.  Valoramos muy positivamente la aprobación por la Comisión de Agricultura del Congreso de los Diputados de una Propuesta No de Ley presentada por el Grupo Parlamentario Ciudadanos, instando al gobierno a crear una Agencia Única de Evaluación de fitosanitarios como solución a los problemas del sistema nacional de evaluación y autorización nacional de estos productos. Desde AEPLA siempre hemos ofrecido nuestra colaboración para el diseño de un sistema que beneficie a la Administración y al administrado, buscando una auténtica gestión de la sanidad de los cultivos que garantice el futuro de una agricultura sostenible y competitiva.

<< volver

Ver canal youtube

Twitter@euroganaderia