Euroganadería
Está viendo:

Feiraco, la cooperativa láctea líder en Galicia

  • Información y asesoramiento directo a cada ganadero para ser más eficientes son ejes de la política del grupo
  • El director general, José Luis Antuña, no desiste de luchar para encabezar un gran grupo lácteo cooperativo en la Comunidad Autónoma
VM

Constituida en 1968 a iniciativa de un grupo de unos 400 ganaderos del Val de Barcala en A Coruña encabezados por Jesús García, que sería su presidente hasta 2012, Feiraco avanza hacia la celebración de su 50 aniversario como la cooperativa de referencia en el sector de la leche en Galicia. La cooperativa no se ha librado de la crisis que afectó en los últimos doce meses al conjunto del sector de la leche, especialmente en Galicia, pero sus efectos negativos para los socios han sido mucho más suaves que para el resto del sector gracias especialmente a los trabajos de asesoramiento, información, innovación, servicios y gestión del producto que el grupo ha dispuesto para los miembros de la sociedad. En los últimos tres años la presidencia se halla en manos de José Montes, mientras la dirección general la ocupa José Luis Antuña, una de las personas más conocedoras del sector de la leche donde ha desempeñado cargos de responsabilidad en diferentes grupos. Antuña es de los que creen que todavía no es tarde para intentar poner en marcha un gran grupo cooperativo lácteo en Galicia

Feiraco constituye un reflejo y ejemplo sobre la situación general del sector agrario y de la evolución del medio rural en una zona marcada además por el minifundismo. Aunque el número de socios se acerca a los 2.000, la realidad es que los ganaderos activos en la sociedad se elevan solamente a uno 450 con un claro peso de las personas de edad y con dificultades para la incorporación de nuevos profesionales. Sobre una producción en Galicia de unos tres millones de toneladas de leche de los que dos terceras partes se transforman y se comercializan fuera de la Comunidad Autónoma, tanto por firmas españolas en el resto del Estado, como por grupos multinacionales donde destaca el peso de los franceses de Lactalis. Feiraco es la excepción más importante en el marco cooperativo con una producción de unas 150.000 toneladas en origen, de las que casi 120.000 corresponden a las entregas de los ganaderos de Feiraco y otras 23 a la actividad desarrollada por Clesa cuya planta fue adquirida en 2012 por una decena de cooperativas del grupo con la sociedad Agrupación de Cooperativas Lácteas, Acolat, por 10,2 millones de euros y cuyos resultados se han multiplicado por 10 desde esa fecha.

Feiraco, señala su director general, está compuesta por el tipo de explotaciones de los ganaderos dominante en esa Comunidad Autónoma, pequeños ganaderos que necesitan un buen asesoramiento para tener unos costes que les permitan mantener en todo caso una situación competitiva. “La producción anual media anual por ganadero es de unos 450.000 kilos, pero la realidad es que solo un 25% de los socios activos produce el 75%, mientras hay una base dominante de pequeñas explotaciones”

De acuerdo con esta estructura de socios, desde la cooperativa se trabaja en las políticas de integración de los ganaderos en estructuras superiores y, en esta dirección, ya se han constituido varias Sociedades Agrarias de Transformación que les permitan dinamizar su actividad y tener una mayor capacidad para competir. Antuña entiende que es fundamental la integración de los socios en este tipo de entidades con el fin de facilitar su actividad desde unas posiciones de mayor libertad que permitan a los socios la posibilidad de tomarse unos días de vacaciones, libranzas de fin de semana y, con todo ello, hacer más atractivo el trabajo en el sector ganadero al superar la imagen de total dependencia.

Una segunda actividad de la cooperativa que José Luis Antuña considera clave son todas las políticas encaminadas a reducir costes de producción con la máxima eficiencia y que se pretende lograr en base a dos tipos de acción: la formación y el asesoramiento. El director general entiende que los precios de la leche los ponen los mercados, pero que es responsabilidad de los ganaderos tratar de lograr la máxima eficiencia en los costes de producción. En esta línea, desde Feiraco se imparten anualmente diferentes jornadas y cursos donde destaca el papel y el gran protagonismo de la mujer en ese tipo de tareas en las explotaciones. Una segunda medida es el asesoramiento que se lleve a cabo, bien directamente desde la cooperativa o a través de los equipos contratados que dispone la misma en las diferentes comarcas. Esos trabajos de asesoramiento de la cooperativa van desde los métodos de inseminación y manejo de los animales, hasta los referidos a tipos de semillas para el cultivo de las praderas, técnicas de ensilado mantenimiento de los forrajes y la elaboración del pienso a la carta en función de las necesidades o los objetivos marcados por cada ganadero en su explotación. Actualmente, la cooperativa distribuye entre sus socios unas 70.000 toneladas de piensos. Sobre una plantilla ligeramente por encimas de las 200 personas, unas 70 trabajan directamente ligadas a los productores.

En conjunto, José Luis Antuña entiende que con estas actuaciones se logra una mejora de costes en la explotación y sobre todo, la posibilidad de operar con resultados positivos. En este sentido destaca que, con motivo de la crisis actual en el sector de la leche, entre los socios de Feiraco no se habían producido problemas de impagos de deudas.

En la actividad de la cooperativa existe una clara apuesta por la investigación, la innovación y el desarrollo de las políticas aplicadas directamente a la producción en el campo, a pie de granja, hasta las salidas en la elaboración de leche y de los productos derivados. En los últimos dos años, la cooperativa ha destinado 1,5 millones de euros para ese tipo de trabajos, lo que ha permitido mejores resultados desde las políticas de producción a las referidas a la elaboración y comercialización de nuevos productos desde la base de la calidad.

La cooperativa gallega factura directamente 106 millones de euros y otros 23 más si se contemplan las ventas de las cooperativas propietarias de la planta de Clesa. Menos de una tercera parte de esa facturación corresponden a ventas internas en el propio grupo, especialmente por los piensos y otros servicios relacionados con los medios de producción y el resto a la venta de leche desde Feiraco y de los productos elaborados desde Clesa, siempre desde el objetivo de buscar una calidad diferenciada. En esa estrategia se halla la venta de la leche Únicla, con el ISO 22.000 certificado por Aenor, con menos grasa saturada, Omega 3 y con diferentes ácidos antioxidantes beneficiosos para el cuerpo.

Tras más de una década de intentos de proyectos, de proyectos fallidos, fracasos y, sobre todo, mucha desconfianza y excesivo protagonismo para la constitución de un gran grupo lácteo con base cooperativa junto con Covap o Iparlat, dos interproveedores de Mercadona, Antuña es de los que creen que todavía es posible la constitución de un grupo gallego con base cooperativa si se tiene en cuenta que en la Comunidad Autónoma existen más de una veintena de este tipo de sociedades con una producción superior a las 700.000 toneladas de leche.

En ese objetivo señala que en la actualidad diferentes grupos ya desarrollan actividades conjuntas en diferentes políticas de servicios y que todo sería posible si hubiera voluntad de hacerlo por encima de la política y los protagonismos. Feiraco, como primera cooperativa láctea gallega, está en la mejor disposición para trabajar en y por ese proyecto considerando los resultados positivos que ello supondría para los ganaderos gallegos y su modelo de explotación.

<< volver

Ver canal youtube

Twitter@euroganaderia