Euroganadería
Está viendo:

Menos mal....

Vidal Maté

La investidura fallida de Pedro Sánchez como presidente del Gobierno ha supuesto prorrogar, al menos hasta el mes de septiembre, la situación de “en funciones” de los responsables políticos de la Administración general con todo lo que ello conlleva, si no de bloqueo, de parón ante la imposibilidad de desarrollar la actividad con total normalidad. Lo grave de esta situación es que la misma no es nueva y  se suma, por no llegar más lejos, a la circunstancia de un gobierno durante el último año en situación de interinidad desde la moción de censura contra Mariano Rajoy hasta la celebración de las elecciones generales de la pasada primavera.

Agricultura no se escapa a esa situación aunque, a diferencia de lo que sucede en otros departamentos, ha tenido y tiene a su favor la circunstancia de que lleva años donde, por encima de los intereses y las ocurrencias de los políticos de turno, ha mantenido unos equipos de técnicos-políticos más profesionales y donde ha existido una política de continuidad en la filosofía de sus actuaciones. Atrás quedan los tiempos cuando, hay que decirlo, con los socialistas en el Gobierno, el Ministerio se convirtió en el nido de ocurrencias donde la más recordada sería la llegada de “Risa” Aguilar, que fiel a su estrategia de supervivencia en la política, se mantuvo como una flor en el gobierno andaluz, pero que llegó a Atocha con la idea de hacer del mismo un Ministerio verde y lo convirtió en un prado bajo la experiencia contrastada en la cosa agraria de sus amigos de Izquierda Unida, mientras el equipo del PSOE era marginado, Puxeu,Villauriz... o salía por la puerta de atrás.

En ese periodo Agricultura resistió y puso en evidencia su capacidad para soportar todo lo que se le venga encima. A los ministros del PP, tanto a Miguel Arias Cañete como a Isabel García Tejerina, hay que reconocerles y agradecerles su idea de estabilidad en los equipos, al margen de posiciones políticas y solo en función de su capacidad, algo que ha mantenido el ministro actual socialista.

Esta circunstancia ha permitido que, al margen de interinidades y ”de situaciones de “en funciones” el Ministerio de Atocha haya podido seguir haciendo sus deberes dentro de los márgenes que permiten las prórrogas de presupuestos, pero que se haya podido seguir avanzando en la elaboración de los trabajos de campo para tener todo listo cuando se normalice la situación. En esta línea, se mantuvieron y se produjo por ejemplo un incremento puntual de los fondos para la política de los seguros agraria, una política clave para el campo a falta de otras salidas, se avanzó en la ordenación de las explotaciones, hubo una modificación insuficiente en la llamada Ley de la Cadena y se preparan cambios para esa misma disposición y para la Ley de Integración Cooperativa, aunque sigue pendiente la prometida representatividad. La próxima reforma de la Política Agrícola Común era y es una cuestión clave para el sector y, en relación con la misma, se están desarrollando los programas de trabajo de análisis previstos en el calendario diseñado antes de que sucedieran estos avatares, con total normalidad de cara a la elaboración de ese Plan Estratégico del que deben colgar todas las medidas que afecten a la PAC, desde los pagos directos a los apoyos para el desarrollo rural para tener todo listo cuando lo reclame Bruselas.

Globalmente, se puede decir, para la cosa agraria, que menos mal que al Ministerio de Agricultura le han cogido estos avatares trabajando como si tal. Algo que no quiere decir que en este Atocha de equipos profesionales, no haya cuestiones de fondo pendientes donde hoy se podría destacar el cambio climático en los seguros, los mayores riesgos, las primas y el ajuste de cuentas que buscan las entidades aseguradoras. Además, con o sin  equipos de continuidad, ahí siguen situaciones de crisis recientes y actuales como los mercados de los cítricos o el aceite... donde las soluciones no son solamente cuestión de fondos o de los equipos de Atocha.    

<< volver

Ver canal youtube

Twitter@euroganaderia